Al chavismo no le importa la ley, dijo Luis Izquiel

Compartir

Este jueves, la AN/6D de mayoría chavista aprobó una reforma al Código Orgánico Procesal Penal (COPP), alegando que a través de diversos cambios «se mejorarán» los derechos de los venezolanos; pero para el abogado penalista y criminólogo Luis Izquiel esto no es más que un mal chiste, ya que el chavismo busca «maquillar» el COPP y ni siquiera se encarga de hacer cumplir la Constitución.

Según Jorge Rodríguez -presidente del parlamento desconocido por EEUU, la oposición y la UE-, esta reforma «implica el incremento del derecho del ciudadano común, la adjudicación de herramientas suficientes o en todo caso de herramientas útiles para prevenir el abuso de autoridad o cualquier dilación en el debido proceso».

La disminución a la discrecionalidad del MP, la prohibición de que civiles puedan ser juzgados en tribunales militares y una reducción en los lapsos de audiencia son (en teoría) algunos de los cambios. Pero esto «es letra muerta», aseveró Izquiel en entrevista concedida a ND y subrayó que esto no es nada nuevo porque desde 1999, el chavismo ha reformado el COPP 7 veces.

«Desde 1999 y en cada una de esa reformas han ofrecido lo mismo: reducción del retraso procesal y mejorar circunstancias de la víctima o el imputado, mejoramiento del debido proceso, pero nada se ha cumplido. Por lo tanto podemos esperar lo mismo para esta oportunidad, estos ofrecimientos no se van a cumplir porque en Venezuela no se cumple el estado de derecho, lo que está en las leyes queda como letra muerta porque estas no se respetan», sentenció.

Precisó que «no importa mucho esta reforma» porque esas leyes son aplicadas por jueces y fiscales del MP que «no tienen ninguna independencia en el ejercicio de sus funciones porque están dedicados a perseguir a la disidencia política, en vez de velar por el debido proceso y cumplir con sus obligaciones».

Sobre las reformas puntuales, el experto en leyes destacó que la reducción de los lapsos de la audiencia preliminar y de la audiencia de jucio será otra promesa vacía: «los lapsos establecidos en las 6 reformas anteriores nunca se cumplieron, una persona que debía pasar 20 días para que le hicieran la audiencia pasan hasta 4 años esperándola».

«Discursivamente manejan que el proceso se acorta, pero no es así, es mentira. Lo mismo hicieron con la etapa de juicio, un lapso que estaba allí lo redujeron, pero esto tampoco se cumplirá porque tienen años violando todos los lapsos y el debido proceso, no tiene ninguna credibilidad porque en 22 años no lo han cumplido».

La reforma excluye las apelaciones de los fiscales del MP con efectos suspensivos sobre las decisiones de los jueces, sobre este punto, Izquiel subrayó que este recurso «lo inventó el Gobierno después del caso de la jueza Affiuni, ahora lo quieren quitar para evitar que el MP pueda decir durante la audiencia que apela y evitar la liberación de la persona.

«Cuando un juez liberaba a una persona, el MP podía decir apelo sin introducir el recurso escrito y se quedaba la persona privada de libertad, pese a que el juez lo hubiera dejado en libertad», agregó. «¿Pero cómo se va a cumplir esto si ni siquiera respetan las demás leyes?», cuestionó.

En sus palabras, esta reforma es producto de las críticas internacionales sobre las carencias del sistema de justicia y fustigó «se buscaron una especie de maquillador del Miss Venezuela y andan echando rubor y polvo a todo el texto, a ver si logran venderse más bonito afuera», refirió. «Tiene que ver con la misión de la ONU y la CPI, ellos están maquillando una cosita por aquí y otra por allá, diciendo que van a cumplir, cuando nunca han cumplido la ley, cuando se presentan encapuchados a detener personas inocentes y cuando nunca han cumplido el debido proceso porque no les importa la ley».

Noticiero Digital