Aníbal Sánchez: El coronavirus afecta y cambia la forma de hacer política en Venezuela

Compartir

Inmediatamente surgió el anuncio de la Alerta Nacional producto de la pandemia por el coronavirus surgieron los comentarios ¿cómo queda el liderazgo de Guaidó? pues ante una emergencia el pueblo exige atención y repuestas inmediatas; que no sólo dependen del apoyo internacional sino de la obediencia de las instituciones nacionales.-

No, lo tenía fácil pues las mismas naciones que han manifestado su apoyo irrestricto, son las más afectadas por el Coronavirus, con los que se les  dificulta brindar algún apoyo o asesoramiento directo; A esto se le suma que las medidas a tomar necesitan de la actuación de instituciones del estado, en las cuales el diputado no ha demostrado tener incidencia.

Lamentable no se vislumbran días fáciles para Venezuela pues la pandemia del coronavirus no solo afecta a esos familiares de los infectados directamente que para la fecha podría estar cerca del centenar, sino que cambia hábitos cotidianos de la sociedad e incide directamente sobre el aparato productor “el cual ya estaba golpeado por la crisis general, que se venía afrontando” para las organizaciones políticas vienen tiempos difíciles.

Cómo en toda crisis, dependerá de la capacidad de adaptabilidad y forma de afrontar esta nueva realidad, ejemplo de esto vemos cómo se usa el tema de las sanciones para justificar la carencia o estado del sistema de salud; o cómo algunos se hacen eco de las comunicaciones de la OEA o FMI para demostrar cierto gozo, ante una situación de crisis nacional que debe estar por encima de cualquier interés.

En qué tiempo se presenta la emergencia, para algunos llega justo cuando se perfilaba la posibilidad de construir una salida electoral, a partir de la selección de otras autoridades del CNE o de un llamado a elecciones parlamentarias. Hecho éste que en su origen venia dividiendo a los factores opositores, pero que no dejaría de ser parte del debate normal ante la proyección de una nueva política o desmárcaje de algunos liderazgos con un estilo distinto.

Es natural que algunos de estos sectores busquen cobrar el saldo político de los desatinos políticos “asegurado que tenía la ayuda humanitaria y de que entraba”  al no lograrlo solo demostró debilidad y que luego a esto se le sumó las denuncias continuas de supuestos hechos de corrupción en el manejo de los apoyos extranjeros; marco el final del año 2019 ahora éste año inicia una nueva etapa a partir de una gira internacional, y justo cuando empezaba a coordinar la presión interna para alinearse a la estrategia aliada, explota la crisis del coronavirus donde no ponemos entredicho que pueda contar con el asesoramiento científico necesario, pero está atado operacionalmente para implementar algún programa.

En la actualidad Venezuela no se debe refugiar en las oraciones, o el hacerse eco de los comentarios malsanos, muchos conocemos la génesis de la crisis y tenemos claro el diagnóstico del Sistema de Salud; pero con a esta se debe operar con lo que se cuenta sin dejar de exigir colaboración “pero no el tono de ultimátum” sino en el plano de la solidaridad, me gustaría pensar que esta crisis permita aflorar lo mejor de cada uno, sin quedarnos en que liderazgo pasa a ser la primera víctima.-

Algunos piensan que con nuestras opiniones técnicas favorecemos a Maduro, dejando solo en evidencia lo obtuso de su pensar ante un estado de calamidad, no estamos para mezquindades, fíjense más bien cómo el Gobierno actúa reconoce sus debilidades al tiempo que las ocultas y evidencia sus fortalezas aprovechando las oportunidades. Es evidente que al momento de explicar las curvas o gráficos  estadísticos, hacen ver lo importante de disminuir velocidad de crecimiento de una curva y el temor de que se vuelva exponencial la presencia de casos, sin decir que casos por encima de la concentración o nivel de servicios están en riesgo, porque el nivel de atención está muy bajo producto del estado de la red sanitaria y por esto la curva debe ser lo más plana posible.

En la política todo importa, y cómo se anuncia está entre los meta mensajes, cuando se dan los balances de la crisis del CORONAVIRUS se recalcan  las acciones ‘supuestamente erróneas o tardías’ tomadas por gobiernos de corte capitalista puros, que al parecer actúan solo en protección de intereses poniendo en riesgo su población y colectividad mundial.

En la planificación la regla (DOFA) es decir debilidades, oportunidades, fortalezas y amenazas aplican en el mundo político y aquí utilizan las comunicaciones como herramienta ante la escasez de gasolina y medicinas el escudo de las sanciones, resurge, incluso ante la amenaza de quiebre de la pocas empresas se aprovecha hasta para un acercamiento con Fedecamaras es solo un ejemplo de cómo se actúa y promueve.  La oposición moderada o gradual pudiera aprovechar esta oportunidad para ponerse a la orden “lo que en política solo se podría comparar con el caso de Eduardo Fernández cuando pago el saldo de apoyar la institucionalidad”.

Algunos deberán anteponer al pueblo y su bienestar “comprender que esta en juego la preservación de la especie” y que algunos realicen cálculos políticos, administrándose, solo refleja la poca visión que tienen del panorama.  A la fecha y en este estado el tener de aliados chinos, rusos o cubanos le ha servido a maduro para sobrevivir a la crisis, y le sacarán provecho; en cuanto al plan a seguir solo con conocer un poco los niveles de Atención Prevención, Limitación del Daño y Rehabilitación, sabrán que con la implementación de mesas o salas situacionales, desde donde se manejen los equipos de detención, contención o sustentabilidad “puede darles resultados en la crisis sanitaria” pues es solo una visión distinta al mismo master plan político.

En cuanto a las elecciones Maduro pudiera postergar las Elecciones en medio de un estado de excepción,  demostrándole al pueblo que la asamblea no es prioritaria, ahora no podemos dejar de pasar donde quedamos en esta área y es que en medio de la renovación del CNE el mismo perdió producto de un incendio el 90% de su infraestructura electoral; por ahora el llamado a una elección sin tener repuesta al coronavirus suena descabellado, pero no dudo que si salimos airosos de la crisis con el apoyo de los chinos, se pueda acelerar el llamado, aprovechando la ventaja de que la oposición no ha sabido colgarle un “0” a Maduro.

Loading…

Costa del Sol 93.1 FM

  

Compartir